ácido hialurónico de moda

En los últimos años, el ácido hialurónico ha incrementado su presencia en varias áreas de la medicina. Especialmente, se ha convertido en uno de los pilares de la cirugía y la medicina estética. No podemos negar, por tanto, que ácido hialurónico de moda es una realidad. En este nuevo artículo vamos a analizar las causas del auge de este tratamiento de medicina estética.

¿Realmente está el ácido hialurónico de moda?

Como ya hemos explicado en nuestro artículo sobre ácido hialurónico, esta sustancia, naturalmente presente en el cuerpo humano, se encuentra en las articulaciones (lubricando y proporcionando flexibilidad) y en la piel (otorgándole elasticidad y firmeza). Concretamente, entre la epidermis y la dermis.

Sin embargo, con el paso de los años, su producción, junto con la del colágeno, disminuye notablemente. Por lo que cada vez es más habitual su reposición de manera artificial.

Algunas aplicaciones de esta sustancia se dan en rehabilitación y traumatología, pero las más extendidas son en materia de cosmética y estética.

¿Para quién se recomiendan los tratamientos con ácido hialurónico?

Impulsado por el auge entre múltiples personajes famosos, ha tenido una gran acogida, más concretamente entre personas de más de 35 o 40 años.

El ácido hialurónico tiene numerosos beneficios y los más demandados son en el ámbito de la medicina y la cirugía estética.

Hay que resaltar su capacidad para retener la hidratación de los tejidos y la tersura y luminosidad de la piel. Esto le ha convertido en uno de los principales reclamos estéticos, tras el bótox.

Existe un amplio abanico de tratamientos relacionados con su aplicación, en función de dónde se deseen sus efectos.

Como tratamiento antiedad, podemos encontrarlo en la variante menos invasiva. Es decir, en forma de cremas faciales y serum, que ayuda a recuperar la luminosidad y evitar la aparición de signos de la edad. O por el contrario, a un nivel más profundo, en inyecciones. Éstas últimas presentan mayores resultados.

Es muy demandado entre personas con edades superiores a los 45 años. Normalmente, buscan paliar el paso del tiempo y aquellas manchas, arrugas o demás imperfecciones propias del desgaste de la piel. Y en definitiva, aquellas que buscan recuperar un mayor volumen facial.

Por otra parte, el ácido hialurónico, no solamente reduce las líneas de expresión, como las temidas patas de gallo,  sino que es utilizado también para la eliminación de ojeras,  aumento de labios y de pómulos.

En definitiva, se trata de un elemento muy a tener en cuenta en el rejuvenecimiento facial. Pero, como todos los tratamientos de medicina estética, lo ideal es que acudas a tu centro de estética de confianza.

¿Te ha gustado? ¡Cómpartelo!

Pin It

Redes Sociales