depilación eléctrica facial

A la hora de la depilación facial, normalmente se utiliza la depilación con cera o con pinzas. Incluso la depilación con hilo resulta bastante útil para la zona de las cejas, por ejemplo. Ahora si, no se trata de un método de depilación definitivo ni mucho menos. En este caso, vamos a hablar sobre la depilación eléctrica facial. Seguro que te ayudamos a resolver todas tus dudas y decidirte de una vez por todas.

¿Es realmente es definitiva?

Son muchos los clientes que acuden a nuestro centro de belleza en Granada haciéndonos esta misma pregunta. Por eso, en esta ocasión, nos gustaría explicarte exactamente en qué consiste la depilación eléctrica facial.

Se trata de un procedimiento totalmente diferente a los anteriores. En este caso, se introduce en el folículo una finísima aguja estéril que emite una pequeña descarga eléctrica con el objetivo de acabar de una vez por todas con la raíz del pelo. A partir de ahí, la historia es la de siempre: el pelo va perdiendo fuerza según avanzan las sesiones hasta que acaba desapareciendo y tú gritas… "¡Hurra!". Los resultados te sorprenderán, ¡ya verás!

Tipos de depilación eléctrica.

Hoy en día, existen diversos equipos que se encargan de realizar este proceso. Algunos de dichos equipos actúan modificando la forma de la electricidad y la frecuencia que se le aplica a los vellos. Por tal razón, en los tipos de depilación eléctrica se consiguen los siguientes:

  • Termólisis o flash: Se basa en enviar impulsos pequeños y muy rápidos que destruyen por completo el folículo. La corriente es usa a alta frecuencia y es recomendado para los vellos superficiales.
  • Electrólisis: Hoy en día es la menos utilizada, y usa corriente galvánica
  • Blend: Es la mezcla de ambos tipos explicados anteriormente. Es decir, su aplicación mezcla la corriente galvánica y la de alta frecuencia.

Dependiendo del tipo de aparato se puede usar una corriente o la otra. Todos los métodos, en cualquier caso, se consideran como permanentes. Aunque, incluso pueden cambiar según su utilización, así como también la zona de empleo. La depilación eléctrica es el mejor método considerado para depilar la barbilla. Para depilar el mentón, la barbilla, el labio o cualquier tipo de pelo es considerado como un método definitivo, debido a sus propiedades. Especialmente cuando se trata de vellos color blanco o claros.

A pesar de ello también está indicada para depilar las cejas y todos los procesos de depilación facial. Este método es el indicado para sustituir al láser, al momento de tratar las zonas delicadas del cuerpo.

Contraindicaciones de este tratamiento estético.

Como todos los métodos médicos estéticos, este proceso depilatorio posee algunas contraindicaciones en determinados casos:

  • Piel que presente heridas.
  • Alteraciones o lesiones cutáneas (inflamaciones, granos, etc.).
  • Personas que posean problemas de tipo circulatorio (varices).
  • Mujeres embarazadas o portadoras de DIU.
  • Personas que posean un marcapasos cardíaco.
  • Personas sensibles a la corriente eléctrica.
  • Personas epilépticas.
  • Personas con vello que se encuentra localizado en pecas o nevus.

 

 

¿Te ha gustado? ¡Cómpartelo!

Pin It